¡A desquitarse! Llegó el revenge travel.

La venganza más dulce de todas es vivir bien, ser feliz y tener la libertad de hacer lo que se quiera, cuando sea e ir donde sea. En este contexto aparece una nueva tendencia: el revenge travel.



Por un lado, estos “viajes por venganza” reflejan el inminente regreso de las vacaciones internacionales y el resurgimiento de una industria completamente devastada por la pandemia; por otro, reflejan un intrínseco deseo de hacer viajes más largos, caros, y épicos, por parte de quienes no han podido salir de casa en todo el año o han visto sus planes cancelados.

Millones de personas alrededor del mundo han anulado sus lunas de miel, viajes familiares, reuniones internacionales, escapadas de fin de semana, y eventos, generando una demanda acumulada por recuperar el tiempo perdido. La inestabilidad e incertidumbre también han creado una impresión duradera que muchos sienten que la vida va más rápido de lo que quisieran y deben aprovechar al máximo la oportunidad de conocer el mundo. La pandemia ha forzado a muchas personas a repensar cómo gastan y ahorran su dinero, a su vez, les ha brindado una oportunidad para economizar por meses al cocinar en casa, no salir a bares o paseos, no tener que pagar por ropa nueva, gimnasios, ni servicios de belleza.



Los viajeros más experimentados han pasado innumerables horas en internet averiguando sobre nuevos destinos, estudiado las medidas de bioseguridad de las aerolíneas, hoteles y turoperadores, preparado sus botiquines y maletines de mano y organizando sus próximas vacaciones con más anticipación y dedicación que ninguna otra. Sus viajes serán más largos, gastarán más dinero en ellos y visitarán sitios más recónditos y especiales. Muchos aprovecharán la nueva flexibilidad y ofertas que hoteles y aerolíneas ofrecen. Otros invertirán más en confort y seguridad, desde asientos en primera clase hasta suites en hoteles de lujo. De hecho, cadenas como Relais & Chateaux, Four Seasons y Aman ya han visto sus reservas normalizarse para el 2021 como en los tiempos pre-pandemia.

¿Y dónde irán y cómo viajarán las personas? Los viajeros pasarán más tiempo en cada destino, conociéndolo y absorbiendolo. En vez de escapadas cortas por un fin de semana, el dinero y la energía se concentrará en viajes largos a destinos lejanos y seguros. Algunos enfocados en el control sobre el contacto con otros, por ejemplo en caravanas (RV, en inglés), trenes de lujo o autos. Entre las experiencias más solicitadas están las visitas a parques nacionales, estaciones de esquí y playas solitarias. Los destinos más populares serán aquellos que siempre estuvieron en el bucket list: safaris en Ruanda y Tanzania, auroras boreales en la Laponia finlandesa, rutas gastronómicas por la Toscana y Emilia-Romaña en Italia, hoteles aislados en las Maldivas y Tahití, visitas a parques naturales en Utah y Wyoming, EU, o disfrutar la nieve en Chamonix, Francia, y Zermatt, Suiza.



El revenge travel no viene sin controversia. Ambientalistas desde Greenpeace hasta organizaciones de turismo sostenible se han pronunciado sobre los peligros que traerán el aumento de las emisiones de carbono y el sobre-turismo en las ciudades. Algunos parques en Estados Unidos, Ruanda y Croacia ya han limitado el número de visitantes semanales y subido las tarifas de acceso ya que se han congestionado y dejado de ser una experiencia de aislamiento y conexión con la naturaleza. Al mismo tiempo, residentes de algunas de las ciudades más cargadas de turistas han aprovechado su ausencia para retomar sus urbes y difícilmente permitirán que terceros irresponsables se las arrebaten nuevamente.

Ya sea impulsados por la rabia de no haber salido de casa en meses, de querer seguir conociendo el mundo o curar la frustración de sus viajes cancelados, las personas regresarán a la carretera y no harán viajecitos chicos: se desquitarán y alcanzarán esos viajes con los que siempre soñaron.



Este artículo fue publicado originalmente en la edición de octubre 2020 de la Revista K de La Prensa (Panamá) por Ernesto Méndez Chiari, Chief Experience Officer de Fugora.


19 views0 comments